Lemna minor, planta acuática bella y mortal

lemna_minor

Es hermoso plantarse en la orilla de un lago y observar su superficie. Muchas veces cerca de la orilla crecen plantas acuáticas, hay aves y todo es un hermoso espectáculo. Pero si piensas que todas las plantas que flotan en el agua son , por decirlo de alguna manera, buenas, estás algo equivocado.

Muchas veces las superficies de los lagos se pueblan de un tipo de planta verdosa, bonita a la vista, cuyo nombre científico es Lemna minor. Seguramente, si has visto un lago con plantas verde claro flotando en ellas sabrás de qué estoy hablando.

La lemna minor es una especie de planta acuática muy pequeña a la que se le conoce comúnmente como “lenteja de agua“. Es una especie que está presente en todo el ancho mundo y que crece con rapidez así que si no se la controla puede hacer una invasión masiva del agua.

lemna minor

La lemna minor es una planta con hojas oblongas que tiene tres nervios y que necesita sumergirse bajo el agua para reproducirse. Es hermoso verla, parece una moqueta de color verde claro, y no hace mal en pequeñas proporciones pero realmente es un problema importante cuando esta moqueta cubre grandes superficies del lago en cuestión.

Es lo que le sucede, por ejemplo, al Lago de Maracaibo, en Venezuela. En este caso, como en otros, cuando las aguas están contaminadas (principalmente por aguas servidas provenientes de asentamientos humanos a orillas del lago), las lentejas de agua aprovechan estos residuos y los utilizan como fertilizantes. De esta forma cobran bríos y entonces empiezan a crecer de manera poco ordenada y controlada. Se convierten entonces en un verdadero problema.

¿Por qué? Pues porque terminan por bloquear el paso de la luz del sol y eso afecta mucho todos los ciclos biológicos del resto de las especies que habitan en el lago: demás plantas y algas, por ejemplo. Además, no solo están las lemnas de la superficie ya que en el fondo se acumulan sus propios residuos y eso crea una densa capa orgánica que empieza a emanar gases tóxicos como metano o amonio.

Así que ya lo sabes, no todo lo hermoso es bueno para el agua.

Foto 1: vía Siracusa in Squad

Foto 2: vía Antilo

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top