Dorsal Medio Atlántica, montañas bajo el mar

Fondo del mar

Quienes creían que las montañas y valles eran propiedad exclusiva de la superficie terrestre están muy equivocados. Las inmensidades marinas esconden más secretos y escenarios increíbles de los que podemos imaginar. Tal es el caso de la dorsal Atlántica, también llamada dorsal Media del Atlántico o dorsal Medio Atlántica, fue la primera en ser descubierta y se trata de una cadena montañosa de origen volcánico.

Es una estructura que podría llamarse joven, cuenta con tan solo 150 millones de años y tiene un trazado longitudinal y paralelo al borde de los continentes que circunda.  La misma va desde Islandia hasta el sur del océano Atlántico al cual parte en dos mitades simétricas.  Su tramo continúa por el sur de África con la dorsal índica y sigue por el sur de Australia para emplazarse con la dorsal del océano Pacífico. Según los expertos se trataría de elementos fundamentales de la corteza terrestre.

Forma parte de una cordillera volcánica sumergida que mide alrededor de 60.000 km y ocupa la superficie equivalente a la de todos los continentes juntos. La dorsal atlántica irrumpe la superficie de los océanos dando origen a siete islas: Azores, Ascensión, Islandia,  Santa Elena, Tristán da Cunha,  Bouvet San Pedro y San Pablo, las dos últimas no son volcánicas lo que las diferencia del resto.

Dorsal Medio Atlántica

La parte más profunda y grande de la dorsal se explaya a 3.000 a 5.000 m por debajo de la superficie del océano y sus montañas tienen una altura que va desde los 1.000 y unos 3.000 m. Tiene 10 km de espesor y sus paredes 3 metros de altura, y según la teoría de la tectónica de placas, esta cordillera distancia dos placas opuestas del océano en donde el lecho marino se abre.

En su parte media muestra una hendidura de entre  20 a 50 km y sumamente profunda que se abre 3 cm por año, la que se conoce como fisura atlántica. El movimiento de esta genera el desplazamiento de los sectores que delimita generando como consecuencia movimientos sísmicos.

En la superficie de la Dorsal Medio Atlántica se puede percibir la existencia de lavas en almohada, las cuales solo se pueden forman cuando el magma fluido proveniente del centro del globo se desliza de forma brusca hacia las aguas. Esto demuestra que es una zona de ascensión de los materiales provenientes del centro del planeta. Si bien todas las dorsales oceánicas se caracterizan por la gran actividad sísmica y volcánica, en la dorsal medio-atlántica tienen foco el 80 % de los terremotos del océano Atlántico.

Print Friendly, PDF & Email





8 comentarios

  1. octavio avila dice:

    muy interesante y me sirvio mucho para mis taras y sobre todo para mi aprendizaje

  2. tati dice:

    es muy bueno ;)

  3. carlos dice:

    Muy bueno , me a servido de mucha ayuda

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top