Costa Brava, un verano de ensueño

Costa Brava

La Costa Brava limita al norte con Francia y con la localidad gerundense de Blanes, en el límite con la provincia de Barcelona por el sur. Debe su nombre al escritor Ferrán Agulló (de principios del siglo XX), con la publicación de un articulo en La Veu de Catalunya, donde describía un paisaje característico por sus escarpaduras y acantilados, así como por las escondidas calas que éstos ocultan en sus más de 200 kilómetros de playas de la costa de Girona.

El clima es templado, suave y con temperaturas intermedias muy comunes de la zona del Mediterráneo. En los meses de enero y febrero, el frío suele ser mas patente, en los meses de junio y julio, el calor no es muy asfixiante y las lluvias suelen manifestarse en el mes de noviembre.

La gastronomía de esta región es muy famosa en el mundo entero por ser muy natural y sana. Principalmente se basa en carne, pescado y mucha verdura, acompañados por el imprescindible aceite de oliva. Los platos tradicionales y más requeridos por los turistas son; el guiso de pescado, pan con tomate, la crema catalana y los panellets. Además posee un extensa variedad de dulces, para los amantes de los postres con un toque de azúcar.

Propone muy buenas ofertas en lo que se refiere a turismo rural, deportes náuticos y senderismo. Posee muchas reservas naturales, ya sea en tierra firme como en zona marítima. Las más famosas son; Parque Natural dels Aiguamolls, el Parque Natural de Caps De Creus y la reserva Maritima de las islas de Medas. También recorrer sus ciudades, conocer su cultura, tradición, costumbre e historia, es muy buena opción.

Pero esta región, es una de las más visitada de toda España por sus maravillosas playas. Si nos dirigimos al norte, encontramos la localidad de Cadaqués, con raíces marineras, cuenta con una de las mejores infraestructuras turísticas. Ademas es famosas gracias a Salvador Dalí, por  su casa museo.

Pero destacan sobre todo sus maravillosas playas de arena y rocas, muy comunes en esta zona, como Playa Ros, Playa Llané Gran y Peti… donde los amantes del submarinismo tienen la posibilidad de bucear en aguas cristalinas y disfrutar de la fauna y flora marina. En cambio si nos dirigimos al sur, tenemos la localidad Lloret de Mar, centro turístico de la Costa Brava, sus playas son de arena dorada como,Tossa de Mar, Palamos, Sant ,éstas últimas rodeadas de urbanizaciones turísticas.

Pero sin duda, si hay un lugar donde merece la pena tumbarse al sol y disfrutar de la belleza de la Costa Brava, ese es el de las Calas de Begur.

Print Friendly, PDF & Email





Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top