El Lago Quabbin y los pueblos sumergidos

quabbin

Hay una película protagonizada por Robert Downey Jr. donde él es un asesino psicótico que de niño fue atrapado a propósito dentro de su casa mientras el pueblo se inundaba con la construcción de una presa. Debe ser espeluznante sentir como el agua invade con su fuerza toda una zona y también debe ser muy triste tener que abandonar todo un pueblo con sus casas, edificios, plazas y escuelas y saber que nunca más se volverá a ver todo eso pues quedará en el fondo de un lago artificial.

Esto ha sucedido muchas veces con la construcción de presas y hay varios países que tienen por esta razón pueblos sumergidos. Por ejemplo, en Massachusetts, Estados Unidos, está el lago Quabbin, un enorme lago artificial que se construyó entre 1930 y 1939 y que al día de hoy proporciona agua a todo Boston. El lago se forma gracias a la acción de la Presa Winsor y el Dique Goonough y con aguas del río Swift y Diversion.

Lo cierto es que su construcción no estuvo exenta de protestas pero finalmente la decisión fue tomada y entonces empezaron las tareas para inundar el Valle del Río Swift. Antes de la formación del lago había una colina y un lago más pequeño en el valle junto con varios pueblos.

quabbin 2

Cuando las tareas comenzaron en 1936 el río fue sacado de su lecho y enviado por un túnel que se cerró con concreto en 1939, impidiendo su regreso al cauce natural. En los siguientes siete años las aguas del lago artificial fueron creciendo lentamente detrás de la también recién construida represa Winsor, una estructura rellenada con tierra, y del dique.

Con el paso de los años las aguas fueron cubriendo primeros las carreteras que unían los pueblos del valle y después los pueblos mismos, cuatro en total. Terminó cubriendo absolutamente todo menos los picos de seis montañas y colinas. Si bien la fuerza del agua destruyó los edificios los sótanos quedaron intactos y los buzos pueden seguir el trazado de las calles. Pueblos fantasmas bajo metros de agua, esperando a los arqueólogos del futuro.

Foto 1 vía: Enviroment

Foto 2 vía: David W Ruyan

Print Friendly, PDF & Email



Tags: ,



Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top