- Universo Marino - https://universomarino.com -

La gruta azul de Bisevo, en Croacia

La Gruta Azul o Blue Cave de Bisevo es un auténtico paraíso de sensaciones. Un hermoso lugar que ha ido formándose a lo largo de los siglos y que hoy llama la atención de miles de turistas.

Está situada en una pequeña bahía en el lado este de la isla de Bisevo, a unas 5 millas náuticas de Komiza. Este precioso rincón es conocido en todo el Adriático por la belleza de sus aguas, que quedan completamente iluminadas en algunos momentos del día.

Se dice que algunos antiguos pescadores ya conocían de su existencia. No obstante, fue pintada y descrita por primera vez por el barón Eugen von Ransonet. En esos días, la cueva sólo era accesible mediante el buceo, pues la única apertura a ella, por la que entraba la luz natural que ilumina sus aguas, estaba bajo la superficie. Un poco más tarde, allá en 1884, se decidió dinamitar una parte de la cueva, con el fin de crear una apertura con el tamaño justo para que pudieran pasar pequeñas embarcaciones y así explotar turísticamente el lugar.

Esta cueva, como muchas otras, se formó por la acción de las olas del mar. Su agua fueron erosionando la piedra caliza, y dieron como resultado una cueva de unos 24 metros de largo y unos 12 metros de profundidad y 15 de altura. La entrada natural mide 1,5 metros de altura y 2,5 metros de ancho.

Dependiendo de la temporada en la que viajemos, la hora ideal para poder visitarla cambia. No obstante, suele estar entre las 11 y las 12 del mediodía, momento en el que la luz del sol entra con más fuerza y crea este efecto tan llamativo en sus aguas.

Existen embarcaciones que realizan este recorrido, incluyendo también otras cuevas similares en la isla como el Zelen spilja o Gruta Verde. En este caso nos encontramos con una cueva más pequeña y unas aguas de un color esmeralda precioso.

Otros enlaces de interés: